Emma Pallant vuelve a realizar su pretemporada en la provincia de Almería. Son ya cinco los años en los que la triatleta inglesa se desplaza hasta Mojácar para realizar su preparación en el Levante almeriense, al que llegó por primera vez como campeona británica sub’23 de triatlón y donde ha amasado en el último lustro los títulos de campeona del mundo de duatlón (en dos ocasiones), campeona del mundo de acuatlón, campeona nacional de triatlón y, por cuatro veces, campeona británica de duatlón.

Es mi quinto año viniendo a Mojácar, es un lugar maravilloso y es perfecto para el entrenamiento de triatlón“, afirma la deportista de Surrey, de 28 años, en una entrevista exclusiva concedida a TRI-Sport al término de su entrenamiento de natación en la piscina municipal dentro del Centro Deportivo Mojaqua en el núcleo urbano mojaquero y justo antes de que este continuara en carrera y bicicleta a pie de litoral.

Acostumbrada al frío insular, en la costa almeriense Pallant encuentra un refugio ideal en el que realizar su preparación. “El tiempo es mucho mejor que en Inglaterra”, asegura, y aunque “últimamente ha estado lloviendo en Almería, pero, por lo general, las carreteras siempre están secas y limpias y siempre hay mucha luz“. Mucho mejor que en Londres, explica, donde “ha estado nevando y siempre tienes que llevar una chaqueta encima, aquí las condiciones son mucho mejores”.

A Pallant le encantan el clima, las carreteras y la gente almeriense. “Siempre vengo un par de meses y hago varias semanas de entrenamiento aquí”, comenta, a lo que añade que “es una locura las maravillosas condiciones meteorológicas que tenemos y las semanas que pasamos aquí” y que “la gente del pueblo es sencilla y maravillosa, me siento muy bien acogida“.

A ella y a su equipo de trabajo, el Team Dillon, también habituales de la zona, hasta el punto de que este año han desarrollado el primer campus de triatlón para “cualquier persona de cualquier nacionalidad, edad o condiciones físicas; básicamente, quien quiera ser el mejor, quien quiera mejorar, puede hacerlo”.

En el campus, que se está llevando a cabo esta semana “maravillosa”, están “catorce personas con las que compartimos la comida, muchas historias durante el café y también subidas muy duras”. “Seguimos creciendo, le enseñamos a la gente lo que estamos haciendo aquí y las cosas que aprendemos”, dice.

El año pasado, Emma Pallant no pudo sumar su tercer título mundial consecutivo de duatlón (fue bronce), pero a cambio ganó el de acuatlón y un medio Ironman. Este año, aspira de nuevo a subir al podio en estos campeonatos así como a continuar siendo la gran dominadora del duatlón británico: los últimos cuatro años nadie le ha discutido como ganadora nacional.

Aprovechando la celebración del Día Internacional de la Mujer, Emma Pallant habló también del papel de esta en el deporte y más concretamente en el triatlón. “Se le está enseñando a las mujeres lo que pueden llegar a ser y a ser iguales que los hombres. Hay equipos de 18 personas que solo tienen a dos mujeres y eso es una pena“, comentaba la deportista, que añade que “tan solo somos alrededor de un 30% las mujeres que participamos en triatlón, pero por suerte cada vez somos más las que se suman a este deporte, demostrando lo que podemos hacer y la fuerza que tenemos“.

Por último, Pallant expresó su deseo de que “las mujeres se sientan más seguras de lo que hacen” y en alusión a los grupos de entrenamiento solo de chicas añadía que “es genial, que compartan experiencias y hagan deporte juntas es una idea brillante”.

Emma Pallant estará en tierras almerienses hasta comienzos de abril. Será entonces cuando la temporada se ponga en marcha para ella de manera oficial. Mojácar le seguirá esperando para el próximo febrero.

Imagen: Tito Sánchez Núñez/TRI-Sport

- Publicidad -

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Indtroduzca su nombre