Hoy hablamos de historias, historias cotidianas que, en su mayoría, son de vidas anónimas para muchos y especiales para otros… Historias de padres, de madres, de hijos y de hijas, de abuelos y abuelas. Son historias de personas que hacen de su vida toda una experiencia digna de contar y que todos deberíamos de saborear al menos una vez en alguna etapa de nuestra vida. El mundo está lleno de personas maravillosas y aquí os presentamos unas cuantas.

Un 27 de mayo en tierras almerienses se celebraban dos carreras de especial interés para la provincia. Una en la capital, con fines benéficos, y otra en las montañas de la sierra norte de nuestra querida Almería. Ninguna saldrá en la portada de la revista Trail Runing, ni será noticia en el telediario de las 14:00, pero gracias a que tenemos a TRI-Sport la gente que ama, que amamos, este deporte, se podrá hacer eco de las mismas.

En ambas corrían personas que, como tú y como yo, tienen su hueco en el mundo. Hoy en día, los avances tecnológicos y las redes sociales nos brindan la oportunidad de dar a conocer a personas normales, como tú y como yo, que son tanto o más valiosas que muchos que ocupan las portadas del corazón y hasta hoy nadie iba a contar sus gestas y hazañas, las miles de horas lidiando entre familia, trabajo y quehaceres para sacar un momento de entrenamiento y poder evadirse del largo del día.

Es ahí donde se libera la mente y esa es la esencia de la vida, poder disfrutar del momento presente. Y desconectar de todo durante unos minutos de carrera, o kilómetros pedaleando, o tal vez unas brazadas en la piscina antes de despertar a los niños y llevarlos al colegio pitando. Eso son héroes y esas son hazañas, son historias reales y están entre nosotros y nosotras. Visten camisa, mono o pantalón vaquero y son tan especiales como el más rápido del planeta o la que más likes tiene en instagram.

Y es que cuando consigues hacer tus malabares con los días de la semana o conviertes los minutos en horas y los fines de semana en momentos de felicidad y experiencias, haces que cada instante valga la pena. Eres un héroe, un héroe sin capa ni máscara, un ser especial, hombre o mujer.

Muchos deportistas son héroes para sus familiares y amigos. | Fran Fernández

Los deportistas populares somos personas especiales, somos el motor de producción de los eventos deportivos y los que llenamos los bolsillos de las grandes marcas que luego no nos piden consejo ni nos nombran en sus anuncios. Hay personas populares que gastan sueldos enteros en su deporte o dedican cientos de horas al año a su pasión descuidando todo lo que les rodea, pero hay otras que son conscientes de que en la vida hay que dar valor a lo más importante, y que lo más importante debe de ser siempre lo más importante… Sí, has oído bien, vuelve a leerlo y date cinco segundos para pensarlo.

Estos héroes de los que hablamos combinan a la perfección su pasión con su trabajo y disfrutan de una buena conciliación entre familia, trabajo y deporte. Cuando van a una carrera, en muchísimas ocasiones el día antes han tenido que trabajar, atender la casa o llevar a los niños a un cumpleaños o cualquier otro evento. Tal vez esa noche toque ir de tapas con los amigos o la pareja y los niños y caigan unas cuantas cervezas. Puede que incluso ese día se acuesten a las 1:00 o 2:00 de la mañana y a las 6:00 tengan que estar en pie.

Los deportistas populares compaginan su pasión con sus quehaceres diarios. | Fran Fernández

Es fácil dar consejos como beber al menos tres litros de agua los dos días antes a una carrera, tomar hidratos esa noche y dormir un mínimo de ocho horas. Estos héroes han entrenado durante meses y todo esto forma parte de su rutina, pero, aunque combinan de forma magistral sus trabajos y aficiones, también llevan una preparación constante. El día que toca ir al trabajo con las piernas doloridas por las series de la noche anterior no se quejan, es más, sonríen recordando el maravilloso 300 final que bajaron dos segundos del tiempo anterior.

Si te fijas bien, estos sí necesitarían premios y halagos simplemente por lo que hacen, por ser constantes y eficientes, por levantarse a las 6:30 para entrenar antes del trabajo, o por acostarse a las 0:00 después de un día duro en la oficina, la obra o el bar de la esquina. Muchos se ocultan tras un perfil de Strava o una cuenta de instagram poniendo entrenamientos suicidas que tarde o temprano les llevaran a una lesión o una depresión por sobreentrenamiento. Otros sueñan cuándo estarán recuperados del todo, porque hace años que no corren o pedalean sin dolor. La mayoría ya son héroes para sus hijos, sus familiares o algunos de sus compañeros de trabajo simplemente por hacer lo que hacen, vivir el presente y disfrutar del ejercicio y la actividad física en carreras como la de este pasado fin de semana, y aquí la pregunta es… ¿Y tú? ¿Eres de los que se estructuran el día y saca buenos entrenamientos? ¿O en cambio pasas el día quejándote, sentado en el sillón con el móvil y viendo la tele dejando que el tiempo pase y las horas cuenten?

¿Héroe o sedentario?

Te invitamos a que si quieres recibir más información sobre entrenamientos o planificaciones nos sigas en nuestras redes sociales: Youtube, Intagram o Facebook. 

 

- Publicidad -

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Indtroduzca su nombre