Hay atletas que son conocidos por todos por sus éxitos y otros que lo son por su carisma. Y luego están los que lo son por ambas características. Diego Bautista, 70 años recién cumplidos, no para de acumular medallas en su categoría en las pruebas en las que participa. Y cuando sale a correr por el Paseo Marítimo de Almería no dejan de lloverle los saludos de otros atletas o de personas con las que se va cruzando.

Comenzó su afición por el running tarde, a los 40 años. «Me separé y me dio por correr«, reconoce. Y así hasta hoy, triunfando allá por donde va hasta tal punto que afirma no tener espacio para guardar más trofeos. «Cada vez que voy a una carrera, gano una copa. No quiero llevármela, pero me la llevo; no tengo más sitio en mi casa para guardar trofeos«, comenta entre bromas.

Tal es así que va a llevar todo lo que ha conseguido (más de 170 copas y de 50 medallas) a la sede de su club, el Zapillo Atlético, bajo cuyas siglas compite desde hace más de veinte años. «He empaquetado 16 cajas, he hablado con la presidenta para dejarlas en el club y no hay problema», dice.

El Paseo Marítimo es su segundo hogar. | Tito Sánchez Núñez/TRI-Sport

Empezó a correr por el Paseo Marítimo, el que es prácticamente su segundo hogar. Por eso, cada vez que pasa por allí le conoce todo el mundo. «La gente me ve y me para a cada momento, me preguntan por las carreras y cuál es la última que he ganado», cuenta. A su fama ayuda el hecho de que su carisma le haya llevado ya por prácticamente todos los medios de comunicación de la provincia, el último de ellos, la televisión municipal, apenas unos días antes de esta entrevista.

Corría y paraba, corría y paraba, hasta que fue cogiendo ritmo. En su primera carrera oficial ya participaba dentro de la categoría de más de 45 años. Fue el Medio Maratón de Almería. «Lo corrí con unas Chiruca y quedé quinto, para ser la primera carrera estuvo muy bien«, comenta.

Por entonces «había una carrera o dos al mes, ahora todas las semanas hay alguna o varias y eso es bueno para los atletas«, explica, aunque «también se están poniendo muy caros los precios para participar en algunas».

Diego Bautista, durante la entrevista a TRI-Sport. | Tito Sánchez Núñez/TRI-Sport

A lo largo del año, Diego participa en torno a las diez o doce carreras. Este 2018 ha participado en doce, de las que cinco han sido en la distancia de medio maratón, en Almería, Bacares, Guadix (Granada), Almansa (Albacete) y Roquetas. El sitio más lejano en el que ha estado ha sido Zaragoza, donde hizo 3:29 en maratón en 2009. Ese año, fue campeón de España en la categoría de más de 60 años en Motril (Granada); aparte tiene dos títulos de campeón de Andalucía y en 2014 ganó el circuito provincial de carreras populares de la Diputación de Almería en la categoría de más de 55 años, teniendo él 66.

Precisamente, la de Almansa es la carrera que más le gusta a Diego Bautista. «Me gusta mucho su ambiente, la gente se pone en las aceras con sillones, vasos y cubatas; todo el mundo sale a la calle», una convocatoria que también suele haber en la carrera de San Antón, «en enero, suelo ir todos los años, hay 7 grados y se hace de noche».

Camiseta de homenaje y gorro navideño para felicitar las fiestas. | Tito Sánchez Núñez/TRI-Sport

Hoy en día, Diego Bautista entrena solo «dos o tres veces a la semana y con eso me sobra», puesto que «tengo ya 70 años y no salgo todos los días. Hago un largo, una hora y media, y hasta los tres o cuatro días nada». Los sábados o domingos, suele quedar con sus compañeros de club en el Auditorio Maestro Padilla y desde allí hacen ruta hacia Costacabana y la Universidad de Almería y regresan. Algunos de ellos pasan los 60 años, como él. «A las personas de nuestra edad, salir a correr nos viene muy bien«, expresa.

A 2019 le pide «suerte», después de un 2018 que, 30 años después desde que se iniciase en el running y con más de 170 copas y 50 medallas antes en su casa y ya empaquetadas, asegura que ha sido su «mejor año». «No me he lesionado y he ganado muchas copas, ha sido el mejor año de todos los que he corrido«. El broche de oro lo pondrá el 23 de diciembre en la San Silvestre de Huércal de Almería y el día 30 en la de la capital almeriense. Nos felicita la Navidad a TRI-Sport con un gorro de Papá Noel pero para estas carreras «no me disfrazo; voy a lo mío, a ganar«.

- Publicidad -

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Indtroduzca su nombre